05/24/2024
Av. Lázaro Cárdenas, Oriente 4600, Las Torres, 64930 Monterrey, N.L.
Mundo Verde

Sierra Picachos; naturaleza en peligro

La zona natural es un importante captador de agua, refugio para especies en peligro de extinción y purificador del aire.

Por: Nohemí López

La Sierra de Picachos, ubicada al norte de Monterrey, es un área natural protegida que ofrece múltiples beneficios ambientales como la captación de agua de lluvia y de emisiones CO2.

Pertenece a la Sierra Madre Oriental, tiene una superficie de poco más de 1,400 kilómetros, y abarca los municipios de Agualeguas, Doctor González, Cerralvo, Salinas Victoria y Sabinas Hidalgo.

Desde septiembre del 2021, más de 175 mil hectáreas de la Sierra están catalogadas como área natural protegida (ANP), convirtiéndola en la más grande de Nuevo León.

Sin embargo, debido a amparos interpuestos tanto por algunas comunidades como por presidentes municipales, el decreto estatal aún no ha surtido efecto.

Ambientalistas señalan a la empresa Matrimar, ubicada en plena sierra y dedicada a la extracción de material de caliza, como una de las principales amenazas para el ecosistema de Picachos.

Falta ponerlo en operación

El biólogo David Borre González calificó de positivo el que se proteja las áreas naturales como Picachos, porque le da un carácter jurídico, pero falta que sea operativo.

“Tiene que haber personal asignado al ANP, tener un programa operativo anual, trabajar planes particulares con los propietarios para generar un aprovechamiento sostenible”, señaló.

En opinión de Mauricio de la Maza, director de De la Maza Consulting & Films, opinó que conforme se “pierde una montaña”, se pierde la estructura a través de la cual se capta el agua que abastece la Zona Metropolitana de Monterrey.

“El haber edificado sobre las montañas, haber hecho pedreras, hemos quitado una gran área de captación (de lluvia) y eso, al final del día, es detrimento de toda la ciudadanía”, cuestionó.

Piden Fiscalía del Medio Ambiente

El ambientalista Aristeo Benavides urgió la creación de una Fiscalía del Medio Ambiente que tenga el poder de hacer inspecciones.

“Nos hace falta crear nuevas autoridades que sí hagan cumplir la ley, y que a las personas que tenemos el valor civil de defender los recursos naturales nos permitan asistir a una inspección, porque es muy simple enviar un inspector, lo pueden sobornar con dinero, y al final (la empresa) pasa la inspección”.

Legislarán tema hídrico

Mauro Guerra, diputado del PAN y presidente de la Comisión de Medio Ambiente y Desarrollo Sustentable del Congreso de Nuevo León, dijo que desde la comisión están tratando de sacar adelante diversos exhortos en cuanto a la protección de Sierra Picachos.

“A nuestra comisión han llegado algunas propuestas de reforma para que el trabajo de algunas empresas y, en particular, de estas pedreras se realice en condiciones que no afecten al agua para consumo humano”.

La Sierra Picachos alberga diversas especies de aves, es el hábitat del lobo gris mexicano, el oso negro, guajolote silvestre y es el paradero de la mariposa monarca. Al año, capta 52 mil 500 hectómetros cúbicos y dos millones 758 mil 880 toneladas de CO2.

X